Fortalecimiento del tejido social y comunitario - Niixer

Fortalecimiento del tejido social y comunitario

Vázquez J. (2005) realizó una investigación titulada “Conflicto cultural y reconstitución del tejido social: hacia una psicología social de los derechos humanos, promotora de los procesos autonómicos”. La intervención y el acompañamiento se desarrolló con las comunidades indígenas en resistencia del Estado de Chiapas en México, este trabajo arrojo diversas miradas sobre los efectos que se generaron a nivel psicológico, social, cultural y político durante el conflicto social. Muchas de estas consideraciones fueron planteadas a los psicólogos y psicólogas para la reconstrucción de su tejido social. Las repercusiones psicológicas descritas fueron, “insomnio, diversas enfermedades psicosomáticas (dolor de estómago, gastritis, dolor de cabeza, etcétera) y síntomas traumáticos, como pensamientos repetidos y recuerdos de lo que pasó” (Vázquez, 2005, p.74). Al mismo tiempo, personas que vivieron o presenciaron hechos violentos se encontraban en un estado de alerta frecuente, además de tener miedo y pesadilla, así como “cansancio y desánimo” (Martín-Baró, 1990, citado por Vázquez, 2005, p.74). Por otra parte, las secuelas en el marco psicosocial como indica Vázquez, (2005) fueron “ruptura del tejido social chiapaneco, división de las comunidades y desmovilización de sectores organizados a consecuencia del miedo” (p.74), como también “daño moral a la población, daño económico a personas, familiares, comunidades, así como enfrentamiento y polarización” (Vázquez, 2005, p.74).

Estrategias que las comunidades han desarrollado luego del conflicto social (Vázquez, 2005, p. 80):

  • “Promover todas las formas de conmemorar su historia de resistencia y organización como pueblos y comunidades indígenas –oral, escrita, pintando murales comunitarios, etcétera, así como preservar todas las maneras que tienen de celebrar sus tradiciones, cultura e identidad étnica, como las fiestas
  • Platicar con los más ancianos, quienes enseñan que las cosas se logran luchando
  • Platicar con los compañeros indígenas para ganar experiencia y fortalecer el pensamiento
  • Realizar encuentros continuos (de la sociedad civil nacional e internacional) para constatar que no se está solo
  • Ser conscientes de que la lucha tiene alcances determinados, que implica esfuerzos y sacrificios muchas veces extraordinarios, y que, en este proceso de autonomía y lucha, aunque se reciban amenazas, el compromiso es así y hay que servir al pueblo y a la comunidad”

De esta manera la población ha ido fortaleciendo su tejido social, teniendo en cuenta lo que afirma Vázquez, (2005) “el contexto necesario para la salud mental individual y colectiva” (p.84), surge a partir de la consolidación de movimientos sociales como, Sin Tierra, en Brasil y de los zapatistas en Chiapas, ejerciendo así un poder compartido.

Autora: Laura Camila Oviedo León

Editor: Carlos Pinzón

Fuentes:

Vázquez, J._(2005)._Conflicto cultural y reconstitución del tejido social: hacia una psicología social de los derechos humanos, promotora de los procesos autonómicos Iztapalapa. Recuperado de: http://www.redalyc.org/pdf/393/39349210005.pdf

Altmann, G._(2017)._Recuperado de: https://pixabay.com/es/illustrations/multitud-humanos-siluetas-2457732/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *